En Catamarca dictan prisión preventiva para un proxeneta

En Catamarca dictan prisión preventiva para un proxeneta

Catamarca. Las actuaciones comenzaron en la Fiscalía Federal N° 2 de la Ciudad de Salta, a raíz de una denuncia presentada por la ciudadana Lelia Graciela Meayar, mediante la cual puso en conocimiento que su hija Claudia Gabriela Catacata podría estar siendo víctima del delito de trata de personas. A partir de allí se inicia la investigación hasta poder contar con la declaración testimonial de la víctima, quien narró que a principios de 2007, se fue a Santa Fe junto a Esther Frías, quien le había propuesto ir a trabajar a un boliche de esa provincia, llamado «Pantera», allí Frías le presentó a Gabriel Fernández, con quien iniciaría a posteriori una relación sentimental.

 

Fernández junto a Frías convencen a Catacata para que comience a trabajar en la whiskería «Las Vegas», también conocida como «La Escuelita», ubicada en Recreo (Catamarca), propiedad de René y Nelssy Marchissio, quienes atendían el lugar junto a Miguel Ángel PalaciosApenas la víctima ingresó al lugar, se la obligó a compartir tragos y tener relaciones sexuales con los clientes. Gabriel Fernández le quitó el celular y le dijo que no podía irse del lugar, de lo contrario debía pagar $50.000 si quería recuperar su libertad, si intentaba escapar, este iba a matar a su madre.

Del lugar no podía salir sola, vivía en una de las tres habitaciones que existían y la compartía con Esther Frías. Se le prohibió hablar con su madre por espacio de tres meses, y cuando hablaba con ella, lo debía hacer en compañía de Nelssy Marchissio o Miguel Palacios. Luego de un tiempo Fernández la saca de allí y la traslada a Cruz Alta (Córdoba), por que según sus dichos, era poca la recaudación. Después de un tiempo, su nuevo destino fue San Miguel (Buenos Aires), para realizar el mismo trabajo que en los anteriores lugares, en este caso en el boliche «TATETI», para finalmente llevarla a Jesús María (Córdoba), al boliche conocido como «La Chicholina», en calidad de incomunicada.

Luego de una semana en este lugar, se presentan Miguel Ángel Palacios y Jaqueline Fernández (hermana de Gabriel), para llevarla nuevamente a Recreo (Catamarca), para trabajar y poder pagar los honorarios del abogado de Gabriel Fernández, que se encontraba preso por el robo de un vehículo. Una vez en libertad, Fernández la trasladó nuevamente a «TATETI» en Buenos Aires. En una oportunidad cuando el dueño del local le pagó a Catacata, esta aprovechó y se fue, alquiló una pieza y se puso a trabajar en una feria y una remisería. Siempre fue Fernández quien cobró y no la víctima.

El delito que se le atribuye a Gabriel Alejandro Fernández, es el previsto en el art. 145 inc2 del Código Penal, y dice, «El que captare, transportare o trasladare, dentro del país o desde o hacia el exterior, acogiere o recibiere a personas mayores de 18 años de edad, cuando mediare engaño, fraude, violencia, amenaza o cualquier otro medio de intimidación o coerción, abuso de autoridad, o de una situación de vulnerabilidad… con fines de explotación, serán reprimidos con TRES a SEIS años de prisión…», y; aplica el agravante a la organización criminal que tiene por objeto criminoso la trata de personas diciendo… La pena será de CUATRO a DIEZ años de prisión cuando el hecho fuere cometido por 3 o mas personas.

En tal sentido el juez federal de Catamarca, Dr. Miguel Ángel Contreras, ordenó la prisión preventiva para Gabriel Alejandro Contreras y ordenó un embargo por el monto de de $100.000

fuente: https://www.quediario.com.ar/2021/08/02/en-catamarca-dictan-prision-preventiva-para-un-proxeneta/

Más publicaciones de JUDICIALES

Destacadas de Hoy

POLITICA

ECONOMIA

INFORMACION GENERAL

POLICIALES

EDUCACION